our top 5

Foodie Hotspots

5 hotspots que no puedes perderte antes de venir a la RRR

¿Tienes hambre? Quizás ahora no, pero la tendrás, sobre todo antes de hacernos una visita en una noche de calurosa de verano. Barcelona es una ciudad con miles de rincones aún por descubrir hasta para la especie más autóctona, y por eso, cualquier consejo a la hora de enfrentar la noche de la Ciudad Condal, es bienvenido. El plan perfecto de fin de semana son las tres C, Cena, Copas y Club, esto es universal. Para el club, la opción está clara, pero la primera C, os la vamos a solucionar en un momento y hay para todos los gustos. Reúne a tu grupo de amigos y ya no hay excusas.

Frankie Gallo
Cha Cha Cha

Raval

Sí, el Raval es el principio de muchas noches históricas, míticas, épicas, y demás adjetivos grandilocuentes. Por eso, si esa noche estás por uno de los barrios más efervescentes de la Barcelona más bohemia, el Frankie es una parada obligatoria. Y no es para menos: tienen en su carta uno de los platos con más hype del último año, nominado incluso a Mejor Plato por los Premios Time Out Barcelona: la pizza carbonara de trufa. Pero sus atractivos son varios: desde la moderna decoración con neones y cocina descubierta, a una increíble carta de pizzas de autor, aperitivos italianos y ambiente festivo que a veces incluye música en directo.

Carrer del Marquès de Barberà, 15

MakaMaka Beach
Burger Cafe

Barceloneta

Si estamos hablando de verano, no es una locura pensar que puedes estar buscando brisa y agua salada. Por lo que si te encuentras en la Barceloneta, uno de los barrios más castizos de la ciudad, y huyes del momento paellero, sabrás que el hotspot más candente es el MakaMaka, un lugar que noche tras noche se ha forjado la reputación de imperdible para gente de todas partes del mundo. Con un staff dinámico y una terraza acogedora, sus hamburguesas y cócteles son el principal reclamo, además de su decoración de bar surfero americano de los 70s. ¿Hawaï? No, Barcelona.

Passeig Joan de Borbó 76

Alba Granados

Eixample

Por mucho que estemos hablando de ir a cenar fuera, no hay nada como la comida con alma, la de casa. Por eso, cenar en un lugar como el Alba Granados te va a encantar hasta el mayor nivel de satisfacción en la escala gastronómica: chuparse los dedos. Se trata de un restaurante familiar que durante 20 años ha dado de comer a todos aquellos que querían recrearse en la cocina de toda la vida, como  croquetas de jamón, canelones catalanes, o huevos estrellados, mezclados con otras propuestas más gourmet como mejillones de roca a la brasa o tartar de salmón acevichado con fruta de la pasión. Un must.

Carrer d’ Enric Granados, 34

El Mama

Sant Antoni

Si eres de los que les gusta el combo mágico de cena + espectáculo, estás de suerte, porque tenemos el lugar perfecto para ti: se llama El Mama y está en pleno corazón de Sant Antoni. Se trata de una experiencia sensorial que empieza por el paladar, con platos de cocina española con un ligero twist exótico como croquetas de rabo de buey con mayonesa de estragón, pulpo braseado con causa limeña o pluma ibérica con mojo asiático, verduras Thai y emulsión de berenjena blanca. Pero la experiencia pasa del plato a lo que tienes alrededor, ya que si llegas a la hora adecuada, el show está asegurado. Además, el interiorismo no tiene desperdicio. Imprescindible reservar.

Passatge de Pere Calders, 2

Font de Prades

Poble Espanyol

Y si prefieres cenar y tener una buena sobremesa después sin preocuparte de los desplazamientos o los horarios, La Font de Prades es la mejor opción. Ese restaurante de cocina catalana está dentro del propio Poble Espanyol, justo al lado de nuestro club, por lo que la noche puede ser redonda. Cuentan con un menú disponible todo el día que es perfecto para saciar el hambre y tus ganas de hedonismo con sabores como los de un buen carpaccio de bacalao, unos canelones caseros, y una gran selección de tapas, carnes y pescados. Una apuesta ganadora.

Poble Espanyol, Av. de Francesc Ferrer i Guàrdia, 13-27